Domingo, 23 de Noviembre de 2014

El cuerpo humano es reflejo de la modernidad: Sergio Vásquez

Comparte la noticia

* Desde la antigüedad, el cuerpo humano sirvió de base para encontrar los sistemas de medición que le ayudaran al hombre a comprender el mundo que le rodeaba

* Después del siglo XVIII, el cuerpo humano se convierte en mercancía y producto de la modernidad

Paola Cortés Pérez/

Xalapa, Ver.- Sergio Vásquez Zarate, académico de la Facultad de Antropología de la Universidad Veracruzana (UV), planteó que desde la antigüedad el hombre tuvo la necesidad de aprender, dimensionar y aprovechar el mundo que le rodeaba, y su cuerpo representó una ventaja muy práctica al encontrar los posibles sistemas de medición para adquirir los conocimientos necesarios a fin de desarrollar sus actividades.

Durante la conferencia “El cuerpo humano como medida del mundo”, dijo que el objetivo era reflexionar sobre la importancia que tiene el cuerpo humano en la vida ritual y en la vida cotidiana, es por ello que el punto central de la charla fue el cuerpo como base para la medición, que es conocido como las medidas antropométricas.

A lo largo de la conferencia mostró a los estudiantes de Antropología Histórica una serie de imágenes para dar cuenta que las medidas basadas en el cuerpo (palmo, pulgada, codo, braza, pie) ayudaron al hombre a tener una comprensión no sólo física, sino en ocasiones espiritual, de varios aspectos de su vida.

“Las medidas del cuerpo humano no sólo tienen un sentido práctico, utilitarista, pragmático, tienen un sentido ritual y aparentemente es una proyección de la misma divinidad. El hombre fue creado a imagen y semejanza de la deidad, por lo tanto si la deidad es divina, el hombre debe tener alguna dotación transferible en la creación de la misma divinidad, cuando menos en las sociedades teocéntricas”, explicó a los asistentes.

Por otro lado, Vásquez Zarate mencionó que después del siglo XVIII, con la llegada de la Ilustración y la Revolución Industrial, el cuerpo se convierte no sólo en una mercancía, sino producto de los efectos de la modernidad, por lo que refleja física y materialmente las transformaciones culturales que ha tenido la humanidad.

Muestra de ello, indicó, son los cambios en el régimen alimenticio, dado que después del siglo XVIII la dieta ha cambiado radicalmente, “ahora los padres piensan en suplementos alimenticios, dietas diseñadas, actividades deportivas, todo eso para que sus hijos crezcan saludablemente.

”El producto cultural cuerpo humano ha crecido más de 15 centímetros a partir de la Revolución Industrial; entonces, si bien empecé parafraseando un poco a Protágoras con la aseveración, quizá deba retractarme y decir que el mundo también ha empleado al cuerpo humano como una nueva forma de modelo y paradigma”, puntualizó.

Cabe mencionar que la presentación formó parte de las jornadas “Los andares del cuerpo”, organizadas por estudiantes de Antropología Histórica de la UV.

  • COMENTARIOS

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>